Entradas etiquetadas con ‘Yo experiencia’

El amor en la relación conflictiva con los demás

Viernes, mayo 6th, 2011

EL AMOR EN LA RELACIÓN CONFLICTIVA CON LOS DEMÁS

 
Podemos definir el yo experiencia como el desarrollo existencial de la persona resultante de actualizar el potencial de inteligencia, amor y energía que es en respuesta a los estímulos procedentes del exterior. En el momento actual, nuestra personalidad es el conjunto de conocimientos, relaciones y habilidades que hemos acumulado a lo largo de nuestra historia personal en contacto con todas las personas que de una forma directa o indirecta han participado en este desarrollo, de una manera consciente, como nuestros padres y maestros, o de una forma involuntaria, en relaciones circunstanciales como las laborales, las sociales o las puramente casuales. (más…)

Persiguiendo el yo

Jueves, enero 13th, 2011

PERSIGUIENDO EL YO
 
En el Trabajo de Antonio Blay se habla de muchos yos: el yo idea, el yo ideal, el yo experiencia, el yo esencial… Cuando estos conceptos se sacan de contexto, pueden producir una confusión que da lugar a algunas preguntas frecuentes: ¿en que yo estoy?, ¿qué yo es el que trabaja?, ¿qué yo es el que actúa?…
 
La expresión que utilizaba Blay para definir el yo era que es la identidad, lo que nunca cambia, lo que siempre permanece inmutable. Y al mismo tiempo afirmaba que el Trabajo consistía en ser cada vez más uno mismo. ¿Cómo es posible que algo que nunca cambia pueda ser más? Porque lo que crece es la conciencia del yo, no el yo en sí mismo, que nunca cambia. (más…)

Propósitos para el nuevo año

Domingo, enero 9th, 2011

PROPOSITOS PARA EL NUEVO AÑO
 
El tiempo existencial es lineal y va desde el nacimiento a la muerte. El tiempo esencial es cíclico: se manifiesta para reencontrarse a sí mismo. Por eso, al tiempo que envejecemos maduramos, porque vamos repitiéndolo todo, pero cada vez más conscientes de ser nosotros mismos.
 
Cuando percibimos ambos tiempos simultáneamente, es como si se contrarrestaran porque constatamos que está pasando el tiempo pero también que está sucediendo lo mismo; entonces tenemos la oportunidad de experimentar la eternidad, que es lo único real. Lo temporal contempla fenómenos que aparecen, desaparecen y reaparecen; pero desde la eternidad, desde fuera del tiempo, tenemos la opción de hacerlos reaparecer de forma distinta. Esta opción rompe el mecanismo, rompe la continuidad; y trasforma el círculo cerrado de la repetición en una espiral creativa. (más…)

Mi experiencia con Antonio Blay y sus primeros frutos

Lunes, noviembre 1st, 2010

MI  EXPERIENCIA CON ANTONIO BLAY Y SUS PRIMEROS FRUTOS
 
Yo estuve con Blay desde 1980 a 1985. Cuando lo conocí llevaba treinta años buscando algo por lo que valiera la pena luchar. Participé en los movimientos políticos y culturales de los 70 pero, al final, los encontré decepcionantes. Y cuando ya me cuestionaba a mi mismo por ser incapaz de llevar una vida normal satisfactoria, encontrarlo a él me devolvió la confianza en la bondad de mis anhelos y aspiraciones (más…)

Sobre la naturaleza del yo experiencia

Jueves, julio 22nd, 2010

SOBRE LA NATURALEZA DEL YO EXPERIENCIA
 
El Yo Esencial es lo que somos: inteligencia, amor y energía. Cuando tomamos conciencia de esto que somos y lo utilizamos de una manera consciente y voluntaria, la inteligencia se presenta como capacidad de ver; el amor como capacidad de relacionarnos y la energía como capacidad de hacer y transformar la realidad en la que participamos. (más…)

Despues del personaje el yo experiencia

Viernes, mayo 7th, 2010

DESPUES DEL PERSONAJE EL YO EXPERIENCIA
 
Lo primera práctica del Trabajo es despertar. Despertar no es difícil, lo difícil es impedir que el personaje nos devuelva al sueño. Para liberarnos de la influencia del personaje lo hemos observado hasta entender porqué teme tanto algunas cosas y tiene tanta necesidad de conseguir otras. Lo que nos induce al sueño son los deseos y temores del personaje; pero, detrás de estas emociones, si estamos advertidos, descubriremos siempre al yo idea y al yo ideal, actuando según sus patrones habituales.
 
Si recaemos en el personaje, el propio malestar que experimentemos actuará de despertador. A condición , claro está, de que nos mantengamos alerta y no admitamos los estados negativos. Sabemos por experiencia que, cuando estamos despiertos, no hay estados negativos. O sea que estar despiertos ha de ser un propósito constante.
(más…)

Seminario “La persistencia del personaje”

Viernes, mayo 7th, 2010

SEMINARIO SOBRE LA PERSISTENCIA DEL PERSONAJE. RESUMEN.
 
Conviene no caer en la idea de que el personaje es nuestra manera de ser o personalidad. El personaje sólo es un embolado mental que se mueve entre dos fantasías: la amenaza de no ser aceptado y el propósito de evitarlo llegando a ser importante para alguien.
 
Una vez visto el personaje, con la profundidad suficiente; es decir: habiendo observado los patrones que repite constantemente y los complejos e ilusiones que arrastra, este personaje sólo puede sernos útil como despertador. No es cuestión de sentarnos a contemplarlo y hacer una tesis doctoral sobre el mismo. Porque ver el personaje implica haber comprendido el error que hay en este mecanismo que nos impide mantenernos despiertos: sus fantasías, tanto negativas como positivas, y los correspondientes miedos y deseos que estos pensamientos generan.
(más…)